¡Año Nuevo... Vida Nueva!

Hoy, culminamos el 2017 y mañana comenzamos años, celebrando el día de la Bienaventurada madre de Dios, honrada en esta solemnidad como Madre del Dios y bajo la intercesión de la Sagrada Familia de Nazaret, pido al Todopoderoso que los proyectos que  tenemos en la mente, en el corazón y en acción, los podamos llevar a feliz término. 

En los últimos 6 años hemos puesto en marcha varios proyectos, apoyados con fortalezas y fundamentos pastorales como la Transformación parroquial, Enseñar quien es Cristo y ahora entrado en esta nueva iniciativa de Renueva mi Iglesia traída por el Cardenal Cupich, junto a la preparación del V Encuentro con las demás actividades ya realizadas y otras por alcanzar, además de los proyectos en los que seguiremos trabajando muy activa e intensamente. 

Queridos feligreses y visitantes, Tepeyac no es simplemente otra iglesia más. No, es la parroquia de Nuestra Señora del Tepeyac. Así como san Juan Diego se alegró por el milagro, también nosotros alegrémonos por el regalo y milagro de vivir cada día y tener un lugar donde celebrar nuestra fe y sentirnos a gusto en oración.  Pongámonos en seria obediencia el mandato de la Morenita a Juan Diego en el Cerrito del Tepeyac: “Que se construya un templo para que el pueblo de Dios honre y alabe a su Señor”. ¡El templo ya lo tenemos y que bonito esta! Pero hay que tenerlo y mantenerlo, cuidarlo, arreglarlo, embellecerlo cada día más. Que hermoso es  mantener arreglada y aseda nuestra propia casa, qué a gusto nos sentimos. Eso les invito a hacer con el Tepeyac. Tenerla y mantenerla limpia, decorada y en servicio. ¡Tú no puedes faltar en este proceso, proyecto y acción! Recordemos también que durante este año el DOCENARIO A LA VIRGEN, fue una promesa hacha y hay que cumplirá. Así que cada 12 de mes tenemos una cita a las 7pm. ¡Les esperamos!  Bienvenido 2018 con miles de bendiciones y muchas cosas más.

¡Feliz y venturoso año 2018: Año Nuevo… Vida Nueva!

Con afecto sincero,

Rev. Rigoberto Gámez, JCD. Párroco.